Ventajas de los Brackets

By | 5 marzo, 2017

Los brackets también llamados frenillos, son un instrumento de la ortodoncia que permite corregir anomalías en el posicionamiento dental o maxilar, las llamadas “mordeduras deficientes”.

Normalmente, estos se sueldan o se pegan directamente sobre el diente, colocando un aro metálico que aplica una fuerza suave y constante para corregir los dientes y la mordedura al mismo tiempo. Existen varios modelos y algunos de estos tienen una especie de tapa por la cual pasan unas ligaduras elásticas reemplazando así el aro metálico.

Los brackets actuales han evolucionado mucho con referencia a lo que eran hace algunos años atrás, debido a que conforme ha avanzado la tecnología se han hecho más pequeños, mucho más cómodos y atractivos. En muchos casos dependiendo de la posición pueden pasar desapercibidos a la vista, esto dependerá también del paciente.

Los menos visibles son los están hechos de porcelana, circonio o zafiro. Se utiliza el primer material porque es resistente y del mismo color que el diente, el segundo porque es transparente a la vista y el tercero porque es translucido haciéndolos poco evidentes pero igual de eficientes.

Mientras se posean brackets se debe seguir una dieta balanceada no solo para la salud de los dientes si no para las de los mismos frenillos. Debido a que por ejemplo, comer alimentos con alto contenido de azúcar hará que esta se acumule alrededor del mismo haciendo que el diente sea más susceptible a la aparición de caries, el azúcar es el gran enemigo de este tipo de aparatos.

Además, cuando se posean brackets es recomendable evitar alimentos tales como las palomitas de maíz, galletas, pan tostado, las mazorcas, chicles, caramelos y demás comidas que se peguen a los dientes y hagan más difícil su limpieza, que ya de por sí debe ser estricta para lograr obtener los mejores resultados posibles.

Brackets

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *