¿Cuál es el mejor material para el packaging de tus productos?

By | 28 marzo, 2015

El packaging tiene un papel muy importante en el marketing empresarial. Es el medio que sirve para presentar los productos de una forma atractiva y diferenciadora. Es la mejor forma de crear un impacto positivo en el cliente y de diferenciarnos de los productos de la competencia.

Tu producto debe ser atractivo a la vista del cliente, debe entrar por los ojos, con el packaging se logra ese impacto que deseamos para hacer especial lo que vendes. Por ejemplo si te dedicas a la venta te online el ofrecer un producto a tu cliente atractivo es fundamental. El té es un producto oloroso pero en que debe ir perfectamente sellado para no perder aromas, si el packaging del mismo se diseña de modo que evoque ese aroma se consigue el impacto visual necesario que haga más atractivo tu producto, por ello es importante bien a diseñar y pensar este detalle.

Los estudios de marketing sobre proyectos de comercialización así lo avalan. Las investigaciones más recientes sobre el packaging ponen de manifiesto que el comprador percibe sensorialmente el estímulo positivo de una presentación atractiva y esto influye en la decisión de compra. Si bien la calidad del producto es determinante para el éxito de la empresa, también lo es la forma en que sabemos acercarnos a las emociones y sensaciones del comprador.

Los muestrarios personalizados, las carpetas con información de nuestros productos o servicios, los embalajes deben tener un diseño atractivo para influir positivamente en la decisión de compra.

El packaging ayuda a diferenciar una marca de otra, ya que contiene el nombre, el logo y el color de la compañía, lo que ayuda a los clientes a identificar el producto.

ELEMENTOS A TENER EN CUENTA PARA AFRONTAR EL PACKAGING DE TUS PRODUCTOS

La presentación de productos en diversos formatos de muestrarios o carpetas personalizadas requiere un trabajo preciso y de gran calidad, con una labor manual en muchos casos. Elegir el material más adecuado para cada tipo de producto es una de las primeras cuestiones que hay que plantearse antes de lanzarse a diseñar. Tener en cuenta la fragilidad, el peso y el volumen de las muestras es la base para decidir cómo debe ser el muestrario.

La variedad de materiales y colores disponibles para la fabricación de los muestrarios dar lugar a un abanico de combinaciones casi infinito.

En las empresas de fabricación de muestrarios y carpetas personalizadas (ver aquí), cuentan  con un amplio catálogo de materiales y de colores que se pueden consultar en nuestra página web. Nuestro personal especializado le aconsejará sobre cuáles resultan más adecuados a sus necesidades: vinilo, polipropileno, cartón, espuma eva…

El cartón es económico y resistente. Es respetuoso con el medio ambiente, ya que se puede reciclar. Los grosores y los tipos de cartón disponibles son muy variados. Además, se pueden troquelar y resultan aptos para personalizar con muchos colores y tipos de impresión. Es el material estrella para una amplia gama de soportes: carpetas, portadocumentos, cajas, maletines…

El polipropileno destaca por su versatilidad. Gracias a su gran flexibilidad permite realizar hendiduras, dobleces, troquelados y costuras. Se suele utilizar para fabricar cualquier tipo de carpetas y para piezas como cubiletes, cajitas, expositores, soportes, displays, portadocumentos, maletines… en diferentes espesores.

Cuál-es-el-mejor-material-para-el-packaging-de-tus-productos_El vinilo o PVC es un material flexible y resistente que a menudo se emplea para fabricar carpetas, fundas y diferentes tipos de embalajes. La gama de colores abarca tonos opacos, translúcidos y transparentes, en brillo, mate o gofrado. Se pueden personalizar con serigrafía, offset, termoimpresión o bajorrelieve.

Cada producto necesita un tipo de packaging diferente, adaptado a sus características: peso, volumen, fragilidad y público destinatario son sólo algunos de los factores que se deben tener presentes a la hora de diseñar un embalaje que sirva para presentar el producto de la forma más atractiva posible.

Y recuerde, Una buena imagen de marca y de producto es uno de los elementos diferenciadores que más influyen en la decisión de compra de los consumidores frente a su competencia, ya que son la carta de presentación de la empresa, por lo tanto para enfocar bien los productos de tu empresa no debes nunca olvidar el packaging que lo envuelve ya que no todo se centra en la calidad del producto sino también en la manera de presentarlo y de mostrarlo como en todo, ¡la primera impresión es la que cuenta!.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.